Djuna Barnes , LA OSCAR WILDE

Djuna Barnes decidió vivir en una noche perpetua. La escritora estadunidense pasó su vida entre la bohemia, la decadencia y, al final de su vida, encerrada en su departamento. Su bibliografía es lúcida, mordaz y mayormente experimental, en donde la barrera de los géneros literarios no importa.

En su trabajo como periodista para los principales periódicos de New York, creó perfiles de personajes como el boxeador Dempsey, la diseñadora Coco Chanel y el escritor James Joyce. Éste último la influyó en su experimentación con el lenguaje y la estructura de su narrativa. Le aconsejó que escogiera temas ordinarios para, por medio de la literatura, hacerlos extraordinarios.  

Entre las peculiaridades de Djuna Barnes, se cuenta casi como un mito que le divertía la idea de que alguien la injuriara. Por eso le pusieron el mote de “la Oscar Wilde de las mujeres”. Reforzaban ese apodo su carácter subversivo, su bisexualidad y la forma como se movía en los círculos literarios, rompiendo con las convenciones sociales y provocando animadversiones en escritores como Ezra Pound.

Vivió en Paris como muchos artistas de la época y su grupo más cercano estuvo formado por escritores como T.S. Eliot, Anais Nin y Ernest Hemingway. Su vida henchida de glamour, belleza y depresiones era atractiva para cualquier biógrafo, quienes empezaron a hablar de sus relaciones amorosas y de su pasado familiar en donde había brujas y locos.

Los textos de Djuna Barnes hablan de la cultura lésbico-feministas, la masculinidad, la aristocracia, el pudor y la moral.

El libro más conocido de Djuna es El bosque de la noche que publicó en 1936. Eliot dijo que en esta novela había un sentido del horror y fatalidad digno de la tragedia isabelina. Ocho años antes Djuna había publicad Ryder, novela que se encuentra traducida al español en la editorial independiente Textofilia.

El título refiere al nombre de una familia de la que se narra medio siglo. El estilo de Ryder es costumbrista y satírico. Barnes describe las manías y la doble moral dominante en el linde del siglo XIX y el XX, en donde el patriarcado y la masculinidad controlaban a las familias. Djuna enjuicia con ironía mientras relata.   

La novela publicada hace 85 años experimenta con diversas formas de escritura y en cada capítulo el lector debe adecuarse a la forma como se relata la historia de algún integrante de la familia Ryder.

Uno de los capítulos lo dedica a hablar de la violación. Es evidente el carácter autobiográfico de este fragmento del libro, ya que Djuna Barnes fue violada durante la adolescencia.  

En el resto de la novela se encuentran personajes patéticos, perversos y decadentes que nos hablan de los convencionalismos sociales de la época. Para cada uno de los capítulos Djuna utiliza recursos narrativos diversos como la parábola, las cartas, los sermones y las fábulas. En algunas ocasiones su prosa es arcaica y estilizada; lo que la asemeja al estilo de Joyce, el maestro que muchas veces le dio consejos, mientras juntos, por medio del diálogo, cargaban la noche que Djuna siempre llevaba a cuestas.

Elman Trevizo. Derechos reservados.

Texto publicado originalmente en Suplemento Laberinto de Milenio.

Libros de Djuna Barnes en Amazon.

—-

Contacto con Elman Trevizo

—-

Más información:

Mis libros para niños

Mis libros para jóvenes

Talleres literarios que imparto

Descarga algunos de mis libros gratis

Mis obras de teatro para descargar

Recomendaciones de libros para niños

Mis libros en Amazon

Artículos sobre literatura y teatro

Una lectura diaria: recomendaciones de libros para todo público

Mi canal de Youtube

página del escritor Elman Trevizo