LOS NIÑOS POETAS DE KOCH

Elman Trevizo

La poesía hilarante de Kenneth Koch puede definirse con uno de sus versos: “Como cuando después de bañarse, uno camina hacia la lluvia”.

Además de escribir todos los géneros literarios, Koch, hasta su muerte a principios del siglo XXI, se dedicó a la enseñanza de la escritura creativa.  

Con su característica forma de abordar los temas que para muchos eran pomposos y exclusivos de los adultos, el poeta norteamericano intentó comprobar que los niños también podían hacer poesía. Para esto propuso una serie de actividades y ejercicios que se han retomado en numerosos talleres en todo el mundo; sin embargo, aunque es evidente, pocos reconocen la deuda a ese primer libro de Koch titulado Wishes, lies and dreams (Deseos, mentiras y sueños) en donde habla de lo que motiva a los niños a escribir sobre su vida. Luego publicó algunos otros sobre sus experiencias en esos talleres.

Koch pasó la mayor parte de su vida impartiendo clases en escuelas públicas de Nueva York. Perfeccionó la forma de esas enseñanzas que más tarde también hizo llegar a los asilos de ancianos.

Miles leían sus poemas con atención y adoptaban sus enseñanzas. En Hispanoamérica sus textos aparecen de forma esporádica en algunas antologías de poetas norteamericanos; sin embargo, sus volúmenes completos de poesía no se han llegado a traducir al español. Tampoco sus obras de teatro, novelas, cuentos, métodos de escritura y libretos para ópera.

Cuando enseñaba escritura creativa lo hacía de una forma peculiar. Llegaba incluso a cantar óperas italianas en medio de una clase para contagiar a sus alumnos el gusto por el lenguaje. No sólo en estos actos era extravagante y festivo. Sus textos poéticos también mantenían ese tono que en ocasiones llegaba a la ironía.   

Muchos de sus poemas hacen una disertación sobre la poesía misma. Critica la solemnidad de algunos poetas americanos, cuestiona el valor de la inspiración y disecciona sus propios poemas hablando de los elementos gramaticales. Constantemente y con desenfado, hace referencias a otros escritores como Edgar Allan Poe, Lord Byron, Walt Whitman y Herman Melville; y a las tiras cómicas de su tiempo.

Kenneth Koch, aunque es el menos conocidos de este grupo, se ubica junto con otros escritores norteamericanos en la llamada Escuela de Nueva York, en donde se incluye a los poetas Frank O’Hara, James Schuyler y John Ashbery; autores que conforme cambian los gustos poéticos son más valorados, estudiados y relacionados con la cultura pop.   

Ninguno de ellos fue un purista de la lengua. Incluso se les llamaba improvisadores, ocurrentes y casuales. Koch decía que al escribir nunca buscaba la palabra precisa. Su estilo era informal, sin métrica, rima y divisiones uniformes de las estofas. Le interesaba que el tema encontrara a las palabras de forma natural, como pasa con los niños que, según Koch, encuentran los versos sin buscarlos, siempre y cuando tengan un ambiente propicio para jugar con las palabras y empezar a soñar, a desear y a mentir con la poesía.

Texto publicado originalmente en el suplemento cultural Laberinto de Milenio.

Libros de Kenneth Koch en Amazon

—-

Contacto con Elman Trevizo

—–

Más información:

Mis libros para niños

Mis libros para jóvenes

Talleres literarios que imparto

Descarga algunos de mis libros gratis

Mis obras de teatro para descargar

Recomendaciones de libros para niños

Mis libros en Amazon

Artículos sobre literatura y teatro

Una lectura diaria: recomendaciones de libros para todo público

Mi canal de Youtube

página del escritor Elman Trevizo